6 oct. 2011

CHARLES MANSON- Helter skelter, crímen y locura



Pocas veces un criminal logra tanta celebridad e incluso admiración en la cultura popular. Es el caso de Charles Manson, el reconocido criminal estadounidense, fundador y líder de "La Familia", un grupo que perpetró varios crímenes, entre ellos, el macabro asesinato de Sharon Tate (mujer de Roman Polanski) y sus invitados en 1969.
Manson nació el 12 de noviembre de 1934 en Cincinatti, Ohio. Su madre Kathleen Maddox era una prostituta de 16 años y alcohólica. Su padre era William Manson, aunque existen dudas si fue su verdadero padre o si sólo le dio el apellido.
La infancia de Manson estuvo absolutamente desprovista de amor. Su madre era habitualmente arrestada e incluso pasó algunos años en la cárcel mientras Charles era sólo un niño (para colmo, el tiempo que ella estuvo tras las rejas el pequeño Charles estuvo al cuidado de su tía, una fanática religiosa neta). Era tanta la falta de afecto materno que en una ocasión su madre cambió a Manson en un bar por una jarra de cerveza. Su tía tuvo que ir a buscarlo días después.
A la edad de 9 años es detenido por robo y es enviado al reformatorio durante un tiempo. A los 12 años vuelve a caer en un reformatorio, pero se fuga para volver con su madre, quien lo rechaza nuevamente. Luego de vagabundear un tiempo, en el año 1951 es detenido nuevamente y enviado a un reformatorio de Washington. En dicho lugar es descubierto violando a un compañero mientras lo amenazaba con una navaja en el cuello. Así pasaría varios años encerrado.
En1954, con 19 años de edad, logra salir en libertad y al año siguiente se casa y tiene un hijo que lleva su mismo nombre. Pero su vida no se había encarrilado: tiene trabajos miserables y además roba automóviles, motivo por el cual es nuevamente encarcelado por un periodo de tres años (en este lapso su esposa obtiene el divorcio).
Los años próximos Manson pasaría la mayor parte del tiempo en prisión, principalmente por robo de vehículos y fraude, aunque también fue acusado de proxenetismo. Es detenido nuevamente en 1959 por drogar a su nueva novia embarazada para poder violar a su amiga, y es acusado de estafa y de violar la libertad condicional y es condenado a diez años de prisión. En este tiempo de encierro comenzó a interesarse por todo tipo de creencias filosóficas, aunque ninguna parecía satisfacerlo. Comenzó también a fanatizarse enfermizamente por la música, especialmente por los Beatles.



Finalmente consigue la libertad en 1967, y se traslada inmediatamente a San Francisco, lugar que sería la cuna de “la revolución de las flores”.
En aquel lugar, Manson logra atraer a una serie de gente venida a San Francisco en busca de un estilo de vida diferente y forma con ellos una especie de secta a la cual llaman “La familia”. Manson se convirtió en el guía y líder de este grupo que, prontamente, comenzó a involucrarse con otras organizaciones subterráneas como la Iglesia de Satán o la orden del círculo de la sangre del perro. Su estilo de vida era el de toda aquella generación, vida comunal, sexo libre y drogas corriendo casi sin límite.
Ese año, 1968, en el otro lado del mundo, Los Beatles (quienes eran según Manson “Los Cuatro Jinetes del Apocalipsis”) publicaban su gran álbum homónimo, más conocido como “El álbum blanco”. Desde su rancho en San Francisco Manson “entendió” los “mensajes ocultos” que los ingleses mandaban en sus canciones y que solamente él, Charles Manson, podía descifrar: se iba a producir una guerra mundial que devastaría el mundo civilizado tal y como se conocía en aquellos momentos.
Charlie y La Familia huyeron al desierto, volviendo al tiempo sin que el cataclismo que Manson había descifrado en las canciones de Los Beatles se hubiera producido.
El grupo se tornó más y más salvaje, se fueron sucediendo las desapariciones entre el círculo de adeptos, y la aparición de algún que otro cadáver.


Hasta que llegó la noche del  8 de agosto de 1969: Charles Watson (Tex), Linda Kasabian, Patricia Krenwinkel y Susan Atkins, miembros de “La familia”, entraron en la residencia 10050 de Cielo Drive de Beverly Hills, y mataron salvajemente a Sharon Tate, la mujer del famoso director de cine Roman Polanski, que estaba embarazada de ocho meses, cortándole los pechos y recibiendo dieciséis puñaladas dejándola morir desangrada. Los otros invitados que en ese momento estaban en la casa también fueron asesinados brutalmente. Afortunadamente para los amantes del cine Polanski no estaba en casa (¿qué sería de nosotros sin “El pianista?). En las paredes de la habitación los asesinos escribieron con sangre de sus víctimas "Piggies" y "Helter Skelter", ambos títulos de canciones incluidas en el álbum blanco de Los Beatles.


Manson y miembros de "La familia"


Se ha especulado mucho sobre el móvil de este crimen, que aún hoy no está demasiado claro. Se dice que posiblemente fue el rodaje de la película de Roman Polanski “Rosemary's Baby”. El director había sufrido amenazas a causa del rodaje por grupos esotéricos de la época, ya que trataba un tema polémico como era la práctica del satanismo entre las personas de la élite americana y el nacimiento de un hijo del diablo.
Los días siguientes, más asesinatos ocurrieron siendo “La familia” la responsable. A pesar de que Manson no estaba presente físicamente en esos crímenes, sí era el autor intelectual y mentor de todos ellos. Manson fue detenido y sentenciado a pena de muerte en 1971. Esta sentencia fue más tarde conmutada por cadena perpetua después de que la Corte Suprema de California aboliera la pena de muerte en ese estado.
Manson cumple su condena en la prisión de San Quintin.
Aún estando encerrado de por vida, periódicamente el nombre de Charles Manson llega a los periódicos de todo el mundo. De vez en cuando consiente que algún periodista o incluso alguna televisión le visite en su "retiro involuntario del mundo", como ocurrió en febrero de 1987 con una cadena de televisión americana de gran audiencia donde declaró que no tenía nada de que arrepentirse.
Manson ha logrado convertirse en una celebridad, un icono de la cultura pop tan reconocido como la mismísima Marilyn Monroe. Curioso, por decir lo menos, cuando hablamos de un enfermo mental que lleva décadas tras las rejas, y que estará ahí durante toda su vida.



No hay comentarios: